Empresas batallan en medio de la crisis en Nicaragua

Empresas batallan en medio de la crisis en Nicaragua

Después de catorce meses de crisis sociopolítica en Nicaragua, las empresas en el país se enfrentan a una reducción del consumo y la inversión, aunado al impacto que genera en la actividad económica nacional el aumento en el desempleo.

Según estudios realizados por el Consejo Superior de la Empresa Privada (COSEP) y la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (FUNIDES), la economía local se enfrenta a una contracción en la actividad económica que continúa profundizándose, prevaleciendo la incertidumbre y la desconfianza en los consumidores e inversionistas.

Según los últimos datos oficiales del Banco Central de Nicaragua (BCN), el Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE) en enero y febrero 2019, antes de impuestos, se contrajo en 5.8 por ciento en comparación con el mismo período del año anterior. La actividad económica se ha reducido durante 10 meses seguidos, según los propios datos oficiales, explica el reporte elaborado a Junio 2019.

Añade el documento que «… El menor dinamismo en la actividad económica continúa influyendo en la disminución de los depósitos del sistema bancario en este año (aunque a menor ritmo en comparación a 2018), y por ende, en la reducción del crédito y de las reservas internacionales.«

Precisa el estudio que «… Entre enero y abril de 2019 la producción y ventas de los productos de consumo interno, es decir, aquellos bienes y servicios que se comercializan en el mercado local, continúan siendo los más afectados por la crisis que atraviesa nuestro país. Específicamente, todas las actividades monitoreadas de consumo interno registran caídas en sus ventas entre enero y abril de este año, en comparación con igual período de 2018. 

Las actividades de consumo interno más afectadas hasta abril 2019 han sido turismo (tour operadoras, hoteles y restaurantes), distribución de equipos médicos, cuero y calzado, agencias de publicidad, materiales de construcción y panificación. En menor medida, pero igualmente mostrando un desempeño negativo durante 2019, se encuentran el resto de las actividades de consumo interno monitoreadas como son la pequeña y mediana empresa de textil y confección, la distribución de medicamentos y dispositivos, la distribución de productos de consumo masivo, la industria de carne de pollo, la formulación y distribución de agroquímicos, las bebidas alcohólicas y las telecomunicaciones.
»

Información de Central América Data

leave a reply